Menu1

20 de noviembre de 2019

Hace 60 años, en 1959, la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas, consciente de la importancia que había que otorgarle a la normativa infantil, aprobó la Declaración Universal de los Derechos del Niño. Poco después, la ONU determinó que fuera el Fondo Internacional de Emergencia de las Naciones Unidas para los niños (UNICEF) el organismo encargado de la protección de los menores, en sus debates nació la Convención sobre los Derechos del Niño el 20 de noviembre de 1989, cumpliéndose ya 30 años.